Alonso muestra un gran desempeño en las pruebas de Bahrein

Alonso muestra un gran desempeño en las pruebas de Bahrein

|

1615651825 357028 1615651926 noticia normal recorte1

Los tiempos discretos del Alpine en la pretemporada en Bahrein no empañan unos entrenamientos completos, con 396 vueltas sin incidencias y con un monoplaza competitivo, como lo fue el Renault RS20. Puertas adentros del equipo Alpine siguen con la idea de que hay mucho trabajo por delante, quizás partan un paso por detrás de McLaren en este arranque, pero Fernando Alonso  terminó "contento" con las pruebas,pero  también expectante. En los test, casi siempre se esconde mucho más de lo que se enseña.



La decoración del A521, azul, roja, blanca y negra, lo convierte en uno de los monoplazas más bonitos de la parrilla, aunque con eso no se suman puntos en la clasificación. Técnicamente, destacan sus soluciones para reducir el tamaño de la caja de cambios y estrechar la tapa trasera. Con el cambio de reglas, que afecta fundamentalmente al fondo plano, los coches han perdido alrededor de un 10% de la carga aerodinámica de 2020, si bien cada equipo ha intentado recuperarla explorando de forma diferente los apéndices del coche.


La vía de Alpine parece funcionar, aunque el hecho de que Renault no desarrollara un motor nuevo para 2021 puede condicionar sus aspiraciones frente a los coches de Honda, que se quieren ir por la puerta grande. Los japoneses ya mostraron en los test que tanto Red Bull como Alpha Tauri han dado un salto de prestaciones importante. McLaren se alía con Mercedes, Aston Martin se asemeja cada vez más a la escudería de Brackley y los franceses se quedan solos, aunque centrados en desarrollar una gran unidad de potencia para 2022.


En cuanto a los pilotos, todo son buenas palabras. Alonso es el faro en la pista que necesitaba el equipo y así lo reconoce el director ejecutivo de la escudería de Enstone, Marcin Budkowski: "Está extremadamente motivado y contento por estar aquí. Aparte de ser un piloto rápido es un gran profesional que lleva muchos años en el deporte, en la F1 y en otras categorías, su feedback es increíblemente completo y profesional. Es genial trabajar con él en ese sentido y será muy útil para desarrollar el coche". Ocon debe hacerse fuerte en su segundo año con el equipo, aunque tiene en frente al compañero más incómodo (por resultados) de la F1 reciente.


Cambios en la organización

Alpine también debe asentarse en el apartado organizativo, porque en los últimos meses ha habido cambios estructurales más allá del renombramiento del equipo. Laurent Rossi es el CEO de la compañía y estará presente en los circuitos, aunque sus tareas abarcarán otras áreas. El jefe máximo de la escudería es Budkowski, aunque han creado la dirección de competición de Davide Brivio para coordinar las actividades en los circuitos. Un hombre de confianza de Luca de Meo, CEO de Grupo Renault, con décadas de experiencia en el asfalto, aunque fuera en otra especialidad, que necesitará irremediablemente un periodo de adaptación al universo de la F1.