El líder quema una de sus vidas

El líder quema una de sus vidas

|

@vveteranos

Acuña celebrando el gol de la victoria contra el Atlético de Madrid. @vveteranos


Partidazo correspondiente a la jornada 29 de LaLiga Santander donde el actual líder, el Atlético de Madrid, viajaba a Sevilla para enfrentarse a los de Lopetegui, los cuartos en la tabla. 'Alta-intensidad' serían las dos palabras para calificar este choque. Dos equipos potentes físicamente con un juego muy absorvente para los de la capital hispalense y una férrea defensa para los rojiblancos.


Este partido era una de esas finales que le esperan al Atlético de Madrid en su camino hacia el título liguero. El Cholo no podía contar con Joao Félix en ataque y Luis Suárez sería el llanero solitario en la punta de lanza atlética. El Sevilla se presentaba con toda su artillería con la firme intención de demostrar que podían doblegar al líder. 


El conjunto sevillista en su estadio es un hueso duro de roer y de eso tomó buena nota el Atlético en la primera mitad del partido. Los rojiblancos aguantaron las embestidas de su rival -Oblak paró un penalti- y la intensidad de los de Lopetegui era muy alta. Que no hubiera goles en contra del Atlético de Madrid fue casi un milagro. 


La segunda mitad tuvo un claro dominador y ese fue el Sevilla. Lopetegui supo hacer una mejor lectura que el Cholo y quedó patente, tanto en la posesión, como en las acometidas que los jugadores de Nervión hacían sobre el área rival cada dos por tres. En una de estas fue cuando llegó el gol de Acuña para demostrar que el Sevilla, en su feudo, es mucho Sevilla. Perdió el Atlético de Madrid una de sus finales de Laliga y, el Real Madrid y FC Barcelona se frotan las manos.