Pachuca, en dos meses, de ser último de la tabla a semis

Pachuca, en dos meses, de ser último de la tabla a semis

Los Tuzos son el semifinalista que llega con mejor racha
|


El 8 de marzo pasado, Pachuca compartía el sótano de la tabla general con León (que tenía un juego pendiente) y Necaxa, todos con siete puntos. Tras la jornada 10, los Tuzos apenas habían conseguido su primera victoria (2-1 ante Tijuana).


De hecho, el equipo dirigido por el uruguayo Paulo Pezzolano tenía sólo tres unidades cuando inició marzo. Tras sólo cuatro puntos en nueve juegos, después de cinco derrotas y cuatro empates, el entrenador charrúa era uno de los candidatos de la prensa para ser el primer técnico cesado del Guardianes 2021. Sumaba 12 goles en contra y cinco a favor y su porcentaje de efectividad era de apenas el 15 por ciento.


Un cambio en el parado táctico fue quizás la respuesta en los resultados. El conjunto hidalguense su habitual 4-3-3 por un 4-2-3-1. A partir de ahí, Pachuca logró seis triunfos, un empate y sólo una derrota (en liguilla), en los que triplicó sus goles a favor (15) y redujo a casi la mitad sus goles en contra (siete), en comparación con la primera mitad del torneo. Su efectividad se disparó al 79 por ciento.


Pachuca y Cruz Azul, rivales en una de las semifinales del torneo, fueron los dos equipos que mejor cerraron el torneo, con la obtención de 19 y 20 puntos de 24 posibles en los últimos ocho juegos de la campaña regular.


Contando los partidos de repechaje y liguilla, los Tuzos son el semifinalista con mejor racha en esta fase: tienen cinco triunfos entre la jornada 15 y los cuartos de final de ida. En ese mismo lapso, Cruz Azul y Puebla sólo ganaron dos; Santos Laguna, tres.


Los Tuzos enfrentarán este miércoles, como local, a Cruz Azul, líder del torneo regular. La vuelta se jugará el sábado en el estadio Azteca. El juego de temporada regular terminó con victoria de los cementeros, en lo que supuso el inicio de su racha de 12 juegos con victoria al hilo (y 15 invictos), y en lo que fue también uno de los momentos más bajos de Pachuca en el certamen.